viernes, 12 de marzo de 2010

Mar del Plata recordó los 15 años del inicio de los Juegos Deportivos Panamericanos


Con la presencia del Intendente Municipal Gustavo Pulti, se llevó a cabo un Acto Conmemorativo del 15º aniversario de la realización de los Juegos Deportivos Panamericanos en Mar del Plata. La reunión se desarrolló en el Complejo en donde tuvieron lugar la mayor parte de las competencias (Juan B. Justo e Independencia), en el monumento que está ubicado entre el Estadio Polideportivo y el Velódromo.

Luego de descubrir una placa alusiva y de agradecer a los Voluntarios, el intendente pidió un aplauso para don Angel Roig, el jefe comunal que trabajó para que Mar del Pata fuera la sede de los Panamericanos del 95, y que hoy se encuentra en delicado estado de salud.

"Se merece nuestro reconocimiento, porque el emprendimiento aquel tuvo la impronta de la fe y de la confianza en Mar del Plata. La impronta decente de la gente que quería hacer cosas importantes. Y debe haber sido muy duro y exigente el enfrentar desafíos tan grandes", declaró.

En el principio de su alocución, Gustavo Pulti manifestó: "La verdad es que los Panamericanos del 95 son un hito en la historia de Mar del Plata y tienen que ver con la confianza de los marplatenses en su ciudad y con la capacidad que tenemos a través de la perseverancia de proponernos metas y lograrlas. Ha habido personas que encarnaron esa fe. No fueron solamente los deseos de los vecinos. Pienso que supieron interpretar lo que era posible hacer en Mar del Plata y de lo que Mar del Plata era capaz".

"Estoy seguro que aquella tarde -en la que Nora Vega entró al Estadio Mundialista y ascendió con la antorcha encendida- todos los marplatenses hicimos ese trote y nos emocionamos con ese momento. Todos los marplatenses sentimos que la ciudad estaba en un lugar que se merecía. Yo pienso que muchos años después, aquel hito no es de la historia del deporte: es un hito en la historia de la ciudad", señaló.

El intendente hizo hincapié en el legado que le quedó a la ciudad luego de lo ocurrido en marzo de 1995. "A mi me parece que en Mar del Plata -aquella épica, aquel acontecimiento tan hermoso y tan lindo- no lo vamos a poder olvidar no solamente por lo que ocurrió sino porque testimonio de ello son todos estos escenarios deportivos que nos rodean. Nosotros a veces vemos el orgullo que tienen los trabajadores municipales del Ente Municipal de Deportes y Recreación. Vemos el orgullo de aquellos que sienten que pudieron dejar un legado. ¿Qué otra aspiración más importante puede tener una persona honesta que tratar de dejar un legado y que los demás lo reconozcan?", se preguntó.

Fuente: El Retrato de Hoy

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada